Sylvia Rivera Rome El viaje corto o largo, se empieza siempre con un paso

Estoy Triste

Hoy estoy triste. Me he dado cuenta que mi matrimonio está acabado, llevo muchos años intentando hacer que funcione y no avanzo, al contrario parece que cada vez estoy peor, más triste y de peor humor... Me decía una paciente.

Y es que cuando la tristeza nos visita es importante que nos paremos a escucharla, esta emoción hace que te separes del mundo y entres dentro de ti. Cuando sentimos tristeza es porque algo se ha roto, algo hemos perdido, algo se acaba, y nuestro organismo necesita
tiempo para asimilar tal pérdida.

Podemos perder cosas muy importantes para nosotros, una relación, un ser querido, o también cosas materiales, un objeto con especial significado, o un puesto de trabajo, no importa de qué se trate, siempre que hay pérdida habrá tristeza y en función de la magnitud de tal pérdida necesitaremos más o menos tiempo en asimilarlo.

 

tristeza

 

Estoy triste y necesito llorar.

Sí porque cuando se llora se descarga tensión, limpia el alma y relaja el corazón.


El mayor problema lo encontramos cuando los demás no nos permiten mostrar esta tristeza “no estés triste” solemos escuchar, y es que en general es una emoción desagradable que intentamos evitar y al ver a otra persona triste nos puede hacer conectarnos con nuestra propia emoción evitada. O nos enfadamos al sentir tal emoción, entonces no estamos dejando salir a la tristeza sino que la estamos escondiendo debajo del enfado.


Además estamos en una sociedad en la que recibimos constantemente mensajes de que tienes que ser feliz siempre, y esto no es real, la vida no funciona así , recuerda, la tristeza es necesaria, así que llora si te apetece y date permiso para sentirla en toda su magnitud, sumérgete en ella, sumérgete en ti, solo cuando le des permiso para hacer su trabajo se irá, y podrá volver la alegría.

¡Confía en mí, haz la prueba!

 

 

La tristeza que sentimos en otoño se llama TAE

"Qué pequeño recipiente de tristeza somos, navegando en este apagado silencio a través de la oscuridad del otoño."

La frase es del escritor John Banville, en el 2014 le dieron el Premio Príncipe de Asturias de las Letras. Y es que el otoño nos pone triste casi desde que llega el 22 de septiembre hasta que se va, un 21 de diciembre. Son muchas personas la que se sienten, como la frase de cabecera "pequeños recipientes de tristeza" pero realmente este cambio de animo y la sensación de apatía, tiene una explicación y unas posibles maneras de combatir esta pequeña depresión estacional.

 

¿Porqué nos sentimos desolados en esta estación?

tristeza otoñal. psicólogo en fuengirolaNos invaden sensaciones de querer estar solo, rechazar planes sociales, y dejar actividades que nos gustaban. Comemos más sin hambre, y estamos inapetentes en general en hacer cosas con nuestros amigos de toda la vida o pareja.

Todo esto se debe a que estamos más conectado al ambiente de lo que creemos. La disminución a la exposición del sol, repercute a que nuestro cerebro produzca menos serotonina y mayor melatonina.

La melatonina, es una hormona encargada de regular el sueño, al no exponernos a la luz solar, la melatonina sube y provoca una bajada de serotonina, llamada vulgarmente la hormona de la felicidad.

Todo esto se une, con la vuelta de las vacaciones, del contacto mas diario con amigos y seres queridos, a pasar a la rutina laboral, a muchas horas solos, a las lluvias y temporales que te limitan salir a la calle, tenemos lo que se conoce como astenia otoñal que provoca el Trastorno Afectivo Estacional, (TAE)

 

¿Que es el Trastorno Afectivo Estacional?

Aunque las bases biológicas del TAE son complejas todo a punto que un factor decisivo es por: la falta de exposición a la luz, que genera una intrincada interacción entre factores genéticos, neurotransmisores, sistema endocrino y sistema inmune. A diferencia de otros tipos de depresión, se ha planteado que los trastornos estacionales no son causados por factores psicológicos y/o sociales, aunque estas tensiones podrían agravarlo, por ello si viera que pasado un tiempo prudencial las sensaciones se agravan o no tiene control sobre su vida o sus pensamientos, pide ayuda a un profesional.

 

la tristeza en otoño. TAE

 

Consejos para combatir el TAE

  1. Lo primero que hay que hacer, es incrementar horas expuestos a la luz natural.
  2. Dormir lo necesario, es aconsejable hacer pequeñas siestas de 20 minutos si hiciera falta. Y evite estimulaciones fuertes como la televisión antes de dormir por la noche.
  3. Hacer ejercicio de forma regular.
  4. Revisa tu plan y tus hábitos alimenticios, comer sano también ayuda a regular los biorritmos del organismo, y estar en tu peso ideal, influirá en la calidad del sueño.

 

Sylvia Rivera Rome
Psicóloga-psicoterapeuta

Centro de Psicólogos Mediterráneo de Fuengirola
www.psicologosfuengirola.com - rivera.psicologia@gmail.com  - Teléfono 667 73 42 71

 

Pagina de inico