Sylvia Rivera Rome El viaje corto o largo, se empieza siempre con un paso

La psicología ya no es un tema tabú. Déjate ayudar

acudir al psicologoA menudo en nuestra vida, nos encontramos con ciertas dificultades, que en muchos casos nos van a servir para aprender y fortalecernos, pero que en otras ocasiones, nos paralizan, nos bloquean, no nos dejan vivir nuestra propia vida de forma total, limitándonos en muchos aspectos.


Durante muchos años, acudir a un profesional psicólogo ha sido un tema realmente “tabú”, asociando esta idea con el hecho de "no estar bien de la cabeza".


Por esto, muchas personas, aún sintiéndose fatal, tristes, perdidas… no quieren ir a consulta profesional debido a la idea errónea y generalizada sobre los psicólogos, que son más que especialistas en el comportamiento humano y que nos ayudarán a saber manejar nuestros recursos y sentimientos, y encontrar nuestro camino en la vida.

 

 

Llámame al número de teléfono 667 73 42 71 (puedes dejar mensaje con tu nombre y teléfono de contacto)
o envíame un email con las preguntas que necesites hacerme a rivera.psicologia@gmail.com.

Sylvia Rivera
http://www.psicologosfuengirola.com

Aprende cómo combatir la ansiedad y evitarla

Hablar el público, apuntarse a un curso, ir al centro de salud, salir de compras, conducir, compartir una sobremesa con amigos, ir al cine, montar en un medio de transporte público, salir a pasear, hacer un pequeño viaje de placer, ... Son situaciones normales y cotidianas, de las que la mayoría de la gente disfruta a diario, pero que se pueden convertir en un auténtica tortura para las personas que sufren ansiedad. 

Las sensaciones y síntomas que sufren las personas que padecen de ansiedad son más o menos las mismas: asfixia, palpitaciones, ahogo, sudoración, temblores, tensión, sequedad en la boca, bloque mental y físico, sensación de irrealidad, confusión, pérdida del hilo de la conversación, ... incluso otros más duraderos como dificultad para dormir, sensación continua de apatía o incluso ganas de llorar permanentes y por cualquier motivo. La mente de llena de forma atropellada de pensamientos algunos inconexos, muchos irreales, amenazantes, ...

Vencer la ansiedad

 

Si te sientes identificado por alguno de estos síntomas, probablemente padezcas ansiedad en un grado u otro. En tal caso, respire, cálmese, tómese una pausa. Le mostraremos algunos consejos basados en experiencias reales, para que aprenda a ordenar sus pensamiento, ponerlos en su sitio y evitar que le manejen como a un muñeco.

 

Cambia el centro de atención

Como evitar la ansiedad. Aprende a relajarteCuando crees o sientes que estás a punto de sufrir un ataque de ansiedad, los síntomas son los protagonistas. Te autochequeas examinando todos los comportamiento de tu cuerpo: sudoración, temblores de las manos, palpitaciones, ... ¡Es el momento de parar! Cuanto más te fijes en los efectos que provoca en ti la ansiedad, más se acentuará. Le estás dando instrucciones al cerebro para que esté alerta de cualquier señal de peligro y este convierte en amenazas síntomas de tu cuerpo que no lo son. Piénsalo detenidamente: estás sudando, con palpitaciones, los músculos tensos, ... ¡estás listo para afrontar una amenaza! Lo malo es que no existe tal amenaza. 

Para afrontar este comportamiento, es bueno que aprendas ciertas técnicas de relajación, céntrate en lo que ocurre a su alrededor, céntrese en objetos reales que le devuelva a la realidad, mira la cara sonriente de sus amigos, soborée la comida, fíjese en el exterior y en la gente pasear, ... en mundo sigue rodando. Tienes dos opciones, o fijarse en lo mal que lo está pasando o tratar de disfrutar el momento. Míralo por el lado positivo, no es tan malo tener unos síntomas, significa que está vivo. 

 

Hable con su ansiedad


Escuche a su ansiedad, entiéndela y hable con ella, pero no para hacerle caso, sino para mandarla a callar. Cada vez que sientas los síntomas, en vez de pensar "otra vez están aquí", "que mal estoy","como voy a hacer esto", ... piense para si mismo: "pero mira que eres pesada, ¿eh?","tú a lo tuyo que pienso pasarlo bien","voy a hacerlo te pongas como te pongas", ...

 

Afronta los problemasRelajarse y evitar la ansiedad

Cada vez que deja de hacer algo por el miedo que provoca la ansiedad sobre ti, el problema crece y crece. En ese momento siente un alivio infinito por no tener que afrontar la situación que le provocaba el miedo absurdo, pero en realidad lo que está consiguiente es acentuar el temor futuro a afrontarse a esa situación. Conviértase en un viajero de la vida, que a veces pasa por buenas situaciones y otras por malas. Debe afrontar los problemas, poco a poco, pero no evitarlos. Puede que lo pase mal en algunas situaciones, pero ¿qué es sino la vida? Un viaje en el que a veces lo pasamos bien y otras no tanto. 

 

El movimiento se demuestra andando

Síntomas de la ansiedad y como controlarlosDebe afrontar los problemas, nadie lo hará por ti. Cuando la ansiedad empiece a aparecer: relájese, piense de forma productiva, fíjese en la vida que le rodea, siéntase vivo y afronte el problema. En su vida es importante seguir rutinas que le ordenen su día a día, ría, duerma bien, aliméntese de forma sana, quede con amigos, vaya al cine y el teatro, a pasear o correr, busque un hobby que le llene, ...

Como dijo Michel de Montaigne, filósofo y escritor francés del Renacimiento (siglo XVI), "No hay cosa de la que tenga tanto miedo como del miedo" o esta otra "Mi vida ha estado siempre llena de terribles desgracias, la mayoría de las cuales nunca han sucedido".

 

Si a pesar de todo necesitas ayuda o no te ves con fuerzas para afrontar los problemas que te rondan por la cabeza, siempre estamos aquí para ayudarte de forma profesional. Consúltanos y te ayudaremos luchar contra tus miedos.

 

Sylvia Rivera Rome
Psicóloga-psicoterapeuta

Centro de Psicólogos Mediterráneo de Fuengirola
www.psicologosfuengirola.com  
rivera.psicologia@gmail.com 

 

 

 

La depresión

La Depresión

Esta es la historia de un hombre cualquiera. Era luchador, valiente, se enfrentaba a los problemas y estaba convencido que su manera de hacerlo era la adecuada.

De niño su vida no fue fácil, un padre ausente por el trabajo y una madre distante pero exigente. Dejó los estudios, no le motivaban, le aburría estudiar. Empezó a trabajar hasta que llegó a convertirse en su propio jefe, si embargo no parecía contento, su visión del mundo era “ el trabajo es lo primero”. Toda su energía la invertía en su negocio, crecer, ser más importante dentro del sector, pero las cosas no son fáciles, siempre con problemas, con los empleados o con los clientes... pasaron los años...

Llegó a consulta sin saber quién era, su mujer le demandaba atención, no la entendía. Dejó de cuidarse, comía y bebía en exceso. Una mañana fue consciente de que no quería salir de la cama, no quería ir a su trabajo, aquel por el lo había dado TODO, SU VIDA... Se sentía sin ganas de nada, apático, triste, se pasaba la mayor parte del tiempo disgustado con los demás; me decía “lo tengo todo y no soy feliz”, lo más triste es que llevaba mucho tiempo así.

Es el comienzo de la depresión, algo que se deprime, se hunde, se acaba, una vida sin sentido.

depresion, ansiedad

También es la oportunidad, el punto y aparte para comenzar a tomar las riendas de tu vida. Es caer en un pozo, tocar fondo, parece que no haya salida, todo se ve negro si sólo miras a tu alrededor. A veces hay que levantar la vista para ver luz, descansar por lo pasado, curar heridas y tomar la energía suficiente para salir siendo alguien distinto o la persona que siempre fuiste y no sabías, quizás necesites que alguien te ayude a salir de allí, si es tu caso, ¡pide ayuda!

 

Sylvia Rivera Rome
Psicóloga psicoterapeuta.

Carta de una mujer a la adolescente que llevaba dentro

Querida Elena:
Lo sé, sé que estás mal. Y te entiendo aunque creas que nadie en este mundo lo puede hacer.
Sé lo que piensas. Que si no existieras a nadie le importaría.
Que para qué vivir si no haces nada bien; que para qué salir si no le caes bien a nadie.
Que te gustaría escapar de tu casa y de este mundo donde nadie te comprende.
No te preocupes, todo cambiará.
No te rindas y sigue adelante.
La vida no es sólo llanto, aburrimiento y hastío.
Conseguirás todo lo que te propongas.
Conseguirás una vida plena.
Al principio costará mucho esfuerzo, pero vale la pena.
Tú y yo sabemos que tienes fuerza para eso y para más.
Lo sé, que quieres dejar de sufrir.
Y con esta carta podrás al fin escuchar lo que siempre has querido oír:
Te quiero, como eres, como piensas, como eres tú.
Y que te dejo ir, y perdóname por no hacerlo antes.

Y es que la adolescencia es un periodo que puede resultar difícil, como le ocurre a Elena. Ella tenía pocas habilidades sociales, y una autoestima muy baja, al tener un pobre concepto de sí misma y falta de seguridad para poner en marcha la adquisición de nuevas habilidades a la hora de relacionarse con otros se encierra en sí misma. El origen de la falta de amor propio es que sus padres nunca le transmitieron que ella es genial tal y como es, tampoco le dieron la seguridad para enfrentarse a situaciones difíciles, y así el mundo se le mostraba inmenso e intimidante.

psicologos para adolescentes

Durante la adolescencia las amistades suelen ser un pilar fundamental, es el contexto donde los jóvenes empiezan a formar su propia identidad, “ya no soy o hago lo que mamá y papá me dicen sino que ya empiezo a tener mis propias ideas sobre lo que es el mundo y la vida” ahora su grupo de referencia son los amigos. Sin embargo quisiera avisar a los padres que aunque ellos crean que ya no les necesitan no es así. Los adolescentes necesitan a sus padres, padres que les escuchen cuando ellos lo necesiten y no padres que den sermones, ya pueden dialogar y llegar a acuerdos, a los padres les recuerdo que sus hijos no les pertenecen, son seres del mundo, pero sí necesitan apoyo, comprensión y que les asesoren, también que les limiten, pues hasta los 21 años la parte frontal del cerebro, la que se encarga, entre otras funciones, del autocontrol no está totalmente mielinizada (formada a nivel neuronal). Por tanto, hasta que no sean adultos sigan ejerciendo como padres, quizás ahora no les guste pero de adultos lo entenderán.

 

Sylvia Rivera Rome
http://www.sylviarivera.es 

Psicóloga Col. nºAO 04962

¿Qué es la ansiedad?

Hoy en día se habla mucho de ansiedad, pero ¿qué es la ansiedad?


ansiedad, visitar al psicólogoLa ansiedad es una emoción que corresponde al universo del miedo, el miedo es adaptativo pues nos avisa de posibles amenazas, bien físicas o emocionales, nos predispone para la huida y el escape. Sin embargo cuando ese miedo deja de ser adaptativo es cuando lo llamamos ansiedad, cuando sentimos un miedo intenso ante distintas situaciones en las cuales no parece lógico sintiéramos ese miedo o no con tanta intensidad, por ejemplo, ante diversos animales, o situaciones tendríamos las fobias.

También cuando no se tiene una situación específica y los momentos de intensa ansiedad la sentimos como de repente: ”No sé que me pasa, de pronto estaba tranquila en el sofá y me agobié mucho, parece que me faltaba el aire, me temblaban las manos, es como si quisiera salir corriendo de donde estaba”,entonces hablaríamos de ataques de pánico.

 


Es como si la alarma del banco sonara cada vez que entra un cliente y no solo cuando entran a robar.


Sylvia Rivera Psicóloga - Centro Mediterráneo Fuengirola
www.sylviarivera.es - www-psicologosfuengirola.com
rivera.psicologia@gmail.com

Pagina de inico